IFMSA - ArgentinaSCORASCORP

25 de Noviembre: Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

La violencia contra mujeres y niñas es una de las violaciones de los derechos humanos más extendidas, persistentes y devastadoras del mundo actual sobre las que apenas se informa debido a la impunidad de la cual disfrutan los perpetradores, y el silencio, la estigmatización y la vergüenza que sufren las víctimas. En todo el mundo, el 25 de noviembre es el día elegido para denunciar este tipo de violencia y reclamar políticas en todos los países para su erradicación.

Pero ¿por qué se eligió este día en particular?

La fecha tiene su origen el 25 de noviembre de 1960. Ese día fueron asesinadas tres hermanas: Patria, Minerva y María Teresa Mirabal, por orden del dictador Rafael Leónidas Trujillo, en República Dominicana. Las tres hermanas estaban envueltas en una conspiración contra Trujillo, habían formado un movimiento de resistencia contra su régimen, motivo por el que fueron asesinadas.

Su ejecución se produjo a manos de la policía secreta del dictador, cuando regresaban de visitar a sus respectivos esposos que se encontraban en la cárcel por formar parte, al igual que ellas, de la resistencia antitrujillista. Sus cuerpos (junto al chófer que las llevaba) fueron hallados en el interior de un jeep hundido en un barranco. El hecho fue disfrazado como un accidente, aunque el pueblo dominicano no lo creyó, a pesar de que los titulares de los diarios así lo afirmaron, lo cual generó una gran repercusión en el país y sólo contribuyó al rechazo a la dictadura y a apoyar a los ideales que defendían las hermanas Mirabal. Tras varios meses de profundas sospechas y revuelos se supo que habían sido asesinadas. Este descubrimiento, junto con acontecimientos similares, ocasionaron en el año 1961 la ejecución de Rafael Leónidas Trujillo, poniendo fin a treinta años de abusos, torturas, asesinatos y corrupción.

Dos años después de lo ocurrido, los perpetradores fueron enjuiciados y condenados a 30 años de prisión. A pesar de esto, y habiendo cumplido solo dos años de su condena, los tres hombres fueron liberados de manera ilícita de prisión y nunca volvieron a ser detenidos.

La propuesta 

Establecer este día como una jornada contra la violencia hacia las mujeres fue iniciada por el movimiento feminista latinoamericano en 1981. Sin embargo, no fue hasta el 17 de diciembre de 1999 cuando fue asumida por la Asamblea General de las Naciones Unidas, que invitó a gobiernos, organizaciones internacionales y organizaciones no gubernamentales a convocar actividades dirigidas a sensibilizar a la opinión pública sobre el problema de la violencia contra la mujer.

Además, en 2009, ONU Mujeres lanzó la campaña “Di NO. ÚNETE” cuyo cometido es aumentar el nivel de concienciación sobre el problema al igual que la formulación de políticas para solventarlo y a través de la canalización de recursos hacia esfuerzos que pongan fin a la violencia contra mujeres y niñas en todo el mundo. Se anima a los participantes a que lleven puesto algo de color naranja para mostrar solidaridad con la campaña, ya que este color simboliza un futuro más brillante, libre de violencia contra mujeres y niñas. El tema de activismo mundial de la campaña de este año es: Pinta el mundo de naranja: #EscúchameTambién (en inglés: Orange the World: #HearMeToo) y como ediciones anteriores, la fecha marca el lanzamiento de los 16 días de activismo, que concluirán el 10 de diciembre, coincidiendo con la observación del Día de los Derecho Humanos.

Según las Naciones Unidas, a nivel mundial:
  • Una de cada tres mujeres ha sufrido violencia física o sexual, principalmente por parte de un compañero sentimental, a lo largo de su vida, independientemente de su estatus social, clase, raza, país o grupo de edad.
  • Solo el 52% de las mujeres casadas o que viven en pareja decide libremente sobre las relaciones sexuales, el uso de anticonceptivos y su salud sexual.
  • Casi 750 millones de mujeres y niñas que viven hoy en día se casaron antes de cumplir 18 años, mientras que al menos 200 millones de ellas se han visto sometidas a la mutilación genital femenina.
  • El 71% de las víctimas de la trata en todo el mundo son mujeres y niñas, y 3 de cada 4 de ellas son utilizadas para la explotación sexual.
  • La violencia contra la mujer es una causa de muerte e incapacidad entre las mujeres en edad reproductiva tan grave como el cáncer y es una causa de mala salud mayor que los accidentes de tránsito y la malaria combinados.
En Argentina

Según el Registro Único de Casos de Violencia contra las Mujeres (RUCVM):

  • Durante los años 2013-2017, se registraron en el Indec un total se registraron 260.156 casos de violencia, basados en el género, de mujeres de 14 años y más, que hayan sido denunciados ante un organismo del área de la mujer y/o hayan solicitado algún tipo de ayuda en las instituciones de salud (hospitales o centros de atención médica), justicia (juzgados, fiscalías), seguridad (policía, comisarías de la mujer).
  • Los casos de mujeres que tienen entre 20 y 29 años corresponden a un 30,8% del total, seguidos de los que corresponden a mujeres que tienen entre 30 y 39 años de edad (29,4%). Los casos de mujeres de 14 a 19 años de edad constituyen el grupo con menor representación en el total de casos. En este sentido hay que tener en cuenta que algunas instituciones reciben denuncias solo de mujeres de 18 años o más.
  • Con respecto a la situación laboral de las víctimas, que expresa su grado de vulnerabilidad y sus posibilidades económicas para salir del contexto de violencia, la mitad de los casos corresponde a mujeres que tienen un empleo formal o informal (50,4%).
  • En el 82,7% de los casos, el vínculo de la víctima con el agresor es el de pareja (45,8%) y expareja (36,9%). Esta situación se da en todos los grupos de edad de las mujeres. Hay otros vínculos familiares presentes en determinadas edades: los padres (padre y madre) entre las adolescentes de 14 a 19 años (17,3%) y los hijos (hijo e hija) entre las mujeres de 50 años y más. El peso relativo de los hijos es del 13,8% en el grupo de mujeres de 50 a 59 años y del 32,2% entre las de 60 años y más.
  • A la relación de parentesco entre víctima y agresor se suma la condición de convivencia entre ambos. La víctima convive con el agresor en el 76,8% de los casos cuando se trata de la pareja, en un 69,1% cuando es el padre, en el 67,3% en el caso de la madre y en el 66,3% cuando son los hijos.
  • Predomina la violencia psicológica (86,9%), seguida de la física (67,4%), la simbólica (25,1%), la económica y patrimonial (19,4%) y la sexual (7,9%). 
  • La modalidad de violencia más informada es la doméstica (97,0%). El RUCVM recibe además datos de instituciones que se ocupan de atender otras modalidades, como las denuncias de violencia laboral, obstétrica, contra la libertad reproductiva e institucional, pero ellas tienen escasa representación en el total (alrededor del 1%).
  • La frecuencia de la violencia y el tiempo de maltrato constituyen dos variables que dan cuenta de la gravedad de la situación de violencia que soportan las mujeres antes de decidirse a concurrir a un centro en busca de ayuda. En el 93,3% de los casos registrados, las mujeres mencionan que han sufrido situaciones de violencia más de una vez. En cuanto al tiempo de maltrato padecido, el 40,5% de los casos refiere a un período de 1 a 5 años y el 23,8% de los casos a más de 10 años de maltrato.
“MuMaLá” (Mujeres de la Matria Latinoamericana):

Según datos del Registro Nacional de Femicidios del Observatorio “MuMaLá” (Mujeres de la Matria Latinoamericana):

  • Se registraron 216 femicidios en el país: 191 corresponden a femicidios de mujeres, mientras que hubo 21 femicidios vinculados de mujeres, hombres, niñas y niños, y 4 trans/travesticidios.
  • El 93% de los femicidios fueron perpetrados por hombres con vínculos cercanos a las víctimas (pareja, ex pareja, familiar, conocido).
  • El 22% de esas mujeres habían radicado alguna denuncia previa a su agresor, el 12,5% tenía dictada alguna medida judicial de protección.
  • De las 191 mujeres asesinadas, 14 eran niñas y adolescentes menores a 15 años. El 78% de ellas fueron abusadas y el 42% estuvieron desaparecidas. Asimismo, 10 fueron asesinadas por miembros de su familia.

En nuestro país, se encuentra al alcance de las mujeres víctimas de cualquier clase de violencia la línea telefónica gratuita 144 que funciona en todo el país, las 24 horas, los 365 días del año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *